‘Run’, un thriller cómico, romántico y muy adictivo

HBO lleva una buena racha de estrenos y si ya os hablé hace unas semanas de La conjura contra América, hoy toca hablar de Run. Es una serie difícil de encasillar, pero tiene algo. Un no sé qué, que hace que no puedas dejar de ver sus intensos (pero cortos) capítulos. Bueno, creo que sí se algunas de las razones por las que es tan adictiva. Os las cuento a continuación.

Una atípica historia de ¿amor?

La premisa de Run no tarda en aparecer. El ritmo de la serie es frenético y ya en sus primeros minutos entran en materia. Lo primero que vemos es a Ruby (Merritt Wever). Cuando está a punto de entrar a su rutinaria clase de yoga, recibe un mensaje de Billy, un antiguo amor de la universidad. Un mensaje que no dice nada más que una palabra: corre. Su reacción es responder lo mismo. A partir de ahí su vida da un giro, deja todo y coge un avión a Nueva York para encontrarse con el que fue su novio hace ya unos cuantos años. Todo esto en casi menos de 10 minutos.

Poco a poco vemos que no estamos ante un gran amor épico e imposible. Son dos personas que en su momento se separaron y ahora deciden estar juntas de nuevo. Pero ¿por qué? ¿porque se siguen amando? ¿o porque se utilizan mutuamente como vía de escape? En cualquier caso queda claro que no es una historia de amor típica y tiene un toque un tanto más oscuro que la clásica película o serie romántica. Todo ello con buenas dosis de humor que hacen de esta serie algo difícil de etiquetar ¿es un drama romántico? ¿una comedia? ¿un sexy thriller? ¿todo a la vez?

Run
© Imagen: HBO

La idea de dejar tu vida atrás sin pestañear

¿Podríais dejar toda vuestra vida para escaparos con vuestro antiguo amor? ¿Sin un plan, sin un objetivo? Simplemente dejar todo atrás y huir hacia adelante. Eso es lo que parece que hacen los protagonistas de Run, que decidieron que, si alguna vez se mandaban ese mensaje, dejarían todo y escaparían. La cosa es ¿de qué escapan? Capítulo a capítulo se va desgranando un poquito más la historia, tanto su pasado, como su vida actual. Desde el primer momento sabemos que aún persiste esa tensión sexual, aunque también hay cierto resentimiento por cómo acabó su historia hace años. Poco a poco sabemos más de sus vidas y por qué sintieron la necesidad de salir huyendo, cuando, aparentemente, tienen todo lo necesario para ser felices.

Unos personajes para amar y odiar a la vez

Ruby y Billy no son personajes sencillos, ambos toman una decisión que no los deja en buen lugar. Pero resultan atractivos, sobre todo Ruby, una especie de anti heroína de la que solo quieres saber más y más. Abandonar tu vida y a todas las personas involucradas en ella sin miramientos parece algo bastante egoísta. De ella sabemos que llevaba una vida aburrida, que no le satisface. De él, que huye de un problema o una metedura de pata bastante importante. Seguramente a más de uno le cueste conectar con los dos, o quizás cueste reconocer que, en cierto modo, nos vemos reflejados en ellos. ¿No hemos hecho (o deseado) todos alguna vez hacer algo puramente egoísta, sin pensar en demasiado en los demás? Esa imperfección es lo que hace que sean personajes mucho más reales e interesantes. No son héroes, no huyen de una vida horrible y de desgracias y no están haciendo un gran gesto de amor. No parece haber una gran razón que justifique su comportamiento. Se fugan, se olvidan de su familia, hijos, seres queridos, trabajo y se embarcan en un viaje a ninguna parte. Son plenamente conscientes de que seguramente esto acabe mal, pero no pueden pararlo. Esa sensación de peligro, de estar viviendo una aventura, es más fuerte que todo lo demás.

© Imagen: HBO

La química entre Merritt Wever y Domhnall Gleeson

Para una serie como esta era necesario tener una pareja protagonista potente. Y sí, quizás la formada por Merritt Wever (a quien vimos hace unos meses en la maravillosa Creedme) y Domhnall Gleeson (Una cuestión de tiempo, Star Wars) no es la primera que vendría a nuestra mente. Pero han demostrado ser perfectos para el papel. Entre Billy y Ruby quedan algo más que cenizas de un amor pasado. Hay más bien un incendio que aún no ha sido apagado y eso se nota desde el primer momento. Seguramente ése sea el mayor gancho de la serie. Descubrir qué pasó entre estos dos y por qué no han superado lo suyo después de tantos años. Tanto Wever como Gleeson están maravillosos, desprenden química y han sabido plasmar muy bien ese tira y afloja constante que hay entre los protagonistas.

Un ‘Antes del amanecer’ más oscuro y sexy

Son muchos los que han visto ciertas similitudes entre Run y la trilogía de Richard Linklater, (Antes del amanecer, Antes del atardecer y Antes del anochecer). Y es verdad que se parecen mucho. Dos personas que se encuentran y reencuentran, deciden pasar un día juntos, como si fuera una aventura, mientras recorren algún lugar emblemático. Son dos historias en las que el peso total de la historia recae en los dos protagonistas y sus diálogos. Sin embargo, Run tiene otro toque. Hay algo más de acción, es más irreverente, con más humor y más sexy.

Run
© Imagen: HBO

Los nombres detrás de Run

Run es una serie creada por Vicky Jones, que además ha escrito varios episodios de la serie. Su nombre no os sonará, pero es habitual colaboradora de Phoebe Waller-Bridge y ha trabajado con ella en Fleabag y en Killing Eve. Ella, por cierto, figura como productora, así que no es no estáis equivocados si en algunos momentos Run os recuerda a esas dos series. Se nota que Jones y Waller-Bridge han trabajado juntas durante años.

Una serie adictiva

En definitiva, Run, ha sido uno de los estrenos más interesantes de HBO España en las últimas semanas. Una serie con un toque diferente, con dos actores que funcionan a la perfección como esa extraña pareja y con un ritmo que hace que sea muy fácil de ver. Los capítulos duran 30 minutos, así que eso también ayuda. No puedo dejar de recomendarla, no podréis parar hasta descubrir todos los secretos de Ruby y Billy.

Comparte

One thought on “‘Run’, un thriller cómico, romántico y muy adictivo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *